TENER UN HIJO, PLANTAR UN ÁRBOL Y ESCRIBIR UN POST VIRAL: NOELIA LÓPEZ-CHEDA

Muchos pasamos por momentos en que nos creemos gafados, nada sale bien. Y casi envidiamos a aquellos a los que la fortuna sonríe, como si fuese simple resultado del azar. 

Es cierto que hay cosas inexplicables, una especie de lotería que toca a unos y no a otros. Pero lo que resulta ser sólo suerte es algo efímero, algo no perdurable, que viene, sí, pero también se va. Más que suerte, lo que yo creo que hay son empujones: cuando hay esfuerzo y trabajo de calidad, un empujón hace que todo lo hecho con anterioridad brille. Y ese brillo es el que todos deseamos, que se reconozca nuestro trabajo y se aprecie aquello que intentamos hacer. Que podamos cumplir nuestro sueño.

Una de estas historias de sueños, suertes, empujones y mucho trabajo detrás, es la de Noelia López-Cheda. A mí me inspira ella en su blog, pero es que la conoces en persona y es todavía mucho más. Desprende energía. Espero que a vosotros también os inspire como a mí.

HISTORIAS QUE INSPIRAN

by Noelia López-Cheda 

Biografía-2.jpg

QUIÉN SOY Y CÓMO PASÉ DE 0 A 1000….

Me ha pedido Paula que cuente quién soy y qué hago….Quizás algo de lo que yo he vivido, de mi historia, ayude e inspire a alguien como a mí, que me inspiran muchas personas todos los días. Porque si algo tengo claro es que hoy necesitamos historias. A veces un enfoque, una frase o un cambio que hizo una persona, puede abrirnos a nosotros nuevas maneras de hacer las cosas.

Empezaré por la pregunta que me hacen siempre: “¿Qué hace una ingeniera industrial dedicándose a esto?”

Comencé trabajando en la actual Airbus (antes C.A.S.A) y la verdad es que fueron unos meses apasionantes….aviones y el mundillo de los ingenieros puro y duro. Me encantaba. Volví a mi tierra y comencé en empresas técnicas también. Me gustaba lo que hacía pero…faltaba algo y no sabía exactamente qué. Hasta que un día pasó algo que lo cambió todo, me pidieron que diera una formación. “¿YO? Nooo, ¿hablar ante un gran grupo?? NOOO”……por algún motivo son esas cosas a las piensas que no te puedes negar en tu trabajo y te fuerzas a hacerlo. Y lo hice y muchas más veces después, dándome cuenta que me gustaba y mucho (a pesar de pasarlo fatal al principio). Y aunque pasé por alguna empresa más….lo de dar clase se había convertido en algo que quería hacer así que, me lancé. Di clase a jóvenes y tuve un intento de montar la primera empresa de formación experiencial. Aunque finalmente la dejé por temas familiares (mis hijos y su crianza) y debido a que no iba exactamente como esperaba, ahí estuvo siempre esa sensación de querer dedicarte a ello pero de otra manera.

Un hito importante en esos tiempos fue la dificultad de quedarme embarazada de mi segundo hijo que se unió a una situación familiar muy complicada. Yo trabajaba menos y las cosas a nivel laboral se complicaban.

Pero llegó David, en el “peor” momento laboral pero sin duda en el MEJOR momento de nuestra vida después de tres años intentando quedarme embarazada y habiendo casi desistido. Por así decirlo vino a darme una gran lección.

LA VIDA ESCOGE MUCHAS VECES SUS PROPIOS CAMINOS y aunque te gustaría controlar y planificar todo, hay ciertos golpes de humildad que te dan con los que aprendes que a pesar de todo debes confiar y seguir adelante porque las curvas en el camino no significa que no vayas a llegar a la meta.

Comencé finalmente a trabajar en una consultora donde desarrollé mis primeros conocimientos sobre evaluaciones del talento y ampliar mi formación en habilidades directivas, temas que son mi gran pasión hoy. El coaching y todo lo relacionado con el desarrollo de personas, irrumpió de golpe dándome un bagaje y experiencia que me ha servido muchísimo para estar donde estoy ahora. Se unió a una época durísima como madre trabajadora, CERO CONCILIACIÓN, los niños pequeños, pocas horas en casa, mi marido viajando muchísimo….un horror, mucha dificultad pero, que era necesario para salir adelante justo en ese momento. Era lo que necesitábamos y apostamos por el sacrificio que intentábamos llevar como mejor podíamos.

Hacía algo que me encantaba pero en condiciones que no me gustaban nada porque no pasar tiempo con mis hijos me estaba matando.

Y entonces, ocurrió otro hito. Vino un ERE en la consultora y hubo que ponerse las pilas sola de nuevo. Abrí el blog con recomendación de un gran amigo, me grabé vídeos, me moví por las redes y me hice visible…

En una de esas interacciones dije que sí a una conferencia de educación y aSERVICIOS-2-300x233 partir de ese momento entré a trabajar en el sector educativo, parte importante de mi trabajo ahora en colegios y con equipos directivos de centros. Por esa misma época me ofrecieron desde la consultora con la que trabajo ahora formar parte de un proyecto de formación y evaluación del talento con las Universidades Gallegas. Desde entonces sigo con ellos en el sector de habilidades, herramientas de evaluación de alto potencial y proyectos diferentes en empresas con los que disfruto y aprendo cada día. Todo relacionado con el desarrollo de personas.

Y llegó otro HITO, el famoso artículo que dio la vuelta al mundo y me ofreció la oportunidad de escribir mi primer libro. Hacía tiempo que escribía en el blog sobre los dos mundos en los que trabajaba: educación y empresa. Me parecía que se relacionaban perfectamente y lo que trabajo con adultos, se podía trabajar con los niños desde bien temprano, educando en otras cosas además del conocimiento. Así que ese artículo, fue un empuje más. A día de hoy doy muchas charlas y conferencias sobre el libro, sobre temas que trato en el blog y que trabajo también en el mundo de la empresa.

Estoy muy agradecida, a todo, cada día pase lo que pase suele ser día de aprender. De enfrentar nuevos retos (si algo caracteriza a mi trabajo es el dinamismo) y de ayudar a otros a mejorar en su trabajo y en su vida. El camino ha sido muy duro y de mucho trabajo (¿y quién no?) y sigue siéndolo. Pero el factor “pasión” compensa casi todo.

¿Qué caracterizó esa época en la que comenzó a aparecer la “suerte”?

1.- DIJE A TODO QUE SÍ: muchas de las cosas que me ofrecieron no sabía cómo las iba a hacer, ya que o me faltaban algunos conocimientos para sentirme segura, o bien me daba “pavor”. Pero dije que sí, sabía que algo aprendería y debía vencer los miedos.

2.- ESTABA ATERRORIZADA: los primeros proyectos a gran escala, las primeras conferencias con gran público, las entrevistas en televisión, radio….todo me aterrorizaba, recuerdo cómo se aceleraba mi corazón cuando llegaban esos momentos….sin embargo, había algo que me decía “eres afortunada, lánzate”….y lo hacía.

3.- SIEMPRE OPTIMISTA: hubo momentos tan duros, que no quiero recordarlos. La crisis golpeó fuerte y los ánimos no siempre estaban. Pero pensaba que en las dos opciones que tenía, quejarme y echarme a llorar (que lo hice a veces) o seguir adelante con determinación, yo era libre de elegir ya que “no quedaba otra” así que la mayor parte de las veces, era optimista.

4.- APROVECHÉ OPORTUNIDADES QUE PARECÍA QUE NO TENÍAN IMPORTANCIA: no siempre me ofrecieron y me ofrecen cosas “rentables” económicamente pero ahí me dejo llevar por dos cosas para tomar la decisión: las personas con las que me voy a relacionar en ese proyecto y lo que me apasione la temática. Y a día de hoy digo a poco que no…;).

5.- AGRADECÍA TODO LO QUE VENÍA A PESAR DE LA DIFICULTAD: hubo (y hay) momentos en que el ritmo de trabajo no me permite ni respirar pero sentía en ese momento después de lo que habíamos pasado, que tenía que agradecerlo y me sentía con suerte, así que agradecía y agradezco una y otra vez.

6.- Y ALGUNAS COSAS FUERON CASI SUERTE: nadie predijo la viralidad de un post….así que creo, fue algo de suerte sí. 🙂

imagen-libro.jpg

Y sólo una reflexión para terminar: yo me considero muy afortunada, una persona con mucha suerte. ¿por qué? No tenéis más que echar un vistazo a toda la gente estupenda, con geniales proyectos, con grandísimas experiencias, que se pasa por aquí a contarnos sus historias y a pedir ayuda o prestarla. ¿Soy o no soy una suertuda?

5 thoughts on “TENER UN HIJO, PLANTAR UN ÁRBOL Y ESCRIBIR UN POST VIRAL: NOELIA LÓPEZ-CHEDA

  1. Coincido en que es un gusto leer a Noelia. Y comparto su punto de vista, hay que estar receptivo, ser positivo y tomar decisiones para conseguir lo que queremos y que nos hace feliz!. Gracias chica Se!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s